COLECTIVIDAD BOLIVIANA PREOCUPADA POR SERIE DE ROBOS A VERDULERIAS

0
16

En el transcurso de la semana fueron varias las personas de nacionalidad boliviana afincada en Mercedes que se pusieron en contacto con periodistas de DatoPosta.com dada la preocupación que tienen por una serie de robos en la que fueron víctimas en diferentes verdulerias. Al menos 9 fueron los hechos que debieron soportar en los últimos meses. Ninguno fue resuelto aún por la policía.

Según pudimos corroborar, los robos fueron en las verdulerias de calle 18 entre 41 y 39 en tres ocasiones. La más grave, fue durante los días previos a los festejos de fin de año, con el local absolutamente repleto de mercadería. Le ingresaron por una puerta de chapa que tenía doble cadena y candados. Le llevaron todos los cajones de verduras y frutas, las frutas secas, balanza, caja registradora, equipo de música. El negocio quedó absolutamente vacío. Lo único que no pudieron llevarse, fue una heladera que no la pudieron sacar por la pequeña puerta de chapa, en la que ahora luce enrejada.

También robaron en la verdulería de 34 y 15 y en la de calle 32 entre 33 y 35, a la que ingresaron 5 veces. Ninguno de los comercios están relacionados entre si. Sólo tienen en común, la misma nacionalidad. El resto de los verduleros también están alertas ante la situación que les toca vivir y creen que también pueden ser víctimas en cualquier momento. Podrían haber más verduleros que fueron robados, pero los anteriormente descriptos, son los que tuvimos la confirmación. Consultadas altas fuentes relacionadas a la seguridad, aún no se ha avanzado en nada para llegar al esclarecimiento de los hechos.

Verdulería de 32 y 33, que fue robada en 5 oportunidades

Según lo contado por José Alberto Cadena Ortíz, que es el joven propietario de la verdulería de calle 18 y 41, «la segunda vez que me entraron se llevaron 4 garrafas llenas de gas, dos balanzas, una caja registradora. En la primera, asaltaron a la chica que estaba atendiendo previo al día de la madre, en la que se llevaron el dinero en efectivo y la despojaron hasta de su teléfono celular. La más dura, fue la que debí soportar el 18 de diciembre a la noche. Fue a fondo, se llevaron la fruta, la verdura, absolutamente todo. Me vaciaron todo, quedó el local pelado», agregó resignado.

Cadena Ortíz contó además, que le ingresaron por la puerta por la que entra él para luego subir la persiana del negocio, «me revientan los candados, ya fue la segunda vez que ingresaron así. No sé como lo hacen, pero lo hacen, y nadie escucha ni ve nada. Hay vecinos, pero nadie sabe nada, eso da más bronca aún. No puedo entenderlo».

Consultado sobre si había realizado la denuncia a la policía, el comerciante asegura que si, «las tres veces las hice, pero no pasa nada. Me dicen que están investigando pero no hay nada en concreto. Menos saber quién es, la denuncia quedó ahí parada. También le han robado a verdulerías de amigas y amigos, pero no sé qué es lo que está pasando.»

«Después del último robo, debí empezar de cero. Me robaron todo. Como si fuera poco, la heladera, la caja registradora y otras cosas todavía las estoy pagando, era todo nuevo. Saqué todo a pagar, y ahora no me lo reconocen, debo pagar por las cosas que ya no las tengo. Lo mismo me pasa con las garrafas que son prestadas, yo pagaba la carga, ahora deberé pagar los envases robados y las que traiga que me las cobran 3 mil pesos cada una» expresó su dolor.

Cuando se lo consultó por el alerta que tiene la comunidad boliviana, Cadena Ortíz dijo que a él ni siquiera lo llamó nadie. Estoy solo, nadie me vino a dar una mano. Ni la policía encontró a los ladrones. Todos saben que me robaron, pero nadie me llamó ni a proponerme nada. Se que están alerta, y se han comunicado entre varios, pero a mi nadie me llamó ni nada», cerró.

Verdulería de 18 y 42, llenándose de mercadería de a poco

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here