Dato Posta

Hacemos periodismo.

Deportes

ENTREVISTA A PEDRO CEJAS: UN SUEÑO DE PRIMERA

Por Facundo Godoy.

Para ser un deportista profesional los jóvenes deben resignar diferentes hábitos de su vida cotidiana, hacer sacrificios que no muchos están dispuestos a hacer pero que son necesarios para concretar sus mayores sueños.

La buena técnica, el buen físico, la inteligencia y el convencimiento son características fundamentales con las que se define Pedro Cejas.

Pedro es un joven mercedino de 18 años que actualmente forma parte de las inferiores del Club Atlético Banfield, club de la primera división del fútbol argentino y se desempeña como centrodelantero.

Su padre le inculcó la pasión por el fútbol desde que era muy chico. Arrancó a jugar a los 4 años en Ateneo de la Juventud, club en el que creció y jugó la mayor parte de su vida, hasta que el destino le presentó la oportunidad de cambiar de aire.

Sus comienzos en Ateneo

A los 13 años comenzó a jugar simultáneamente en el club Quilmes de Mercedes Y en ligas de mayor competencia que la mercedina. Juan Pablo Vitetta, su técnico de Quilmes, notaba que Pedro tenia muy buenas condiciones para jugar al fútbol y le consiguió una prueba en el Club Social y Recreativo Flandria, club afiliado a la AFA que hasta hace menos de un año pertenecía a la Primera B Nacional Argentina. A Cejas le pareció una gran oportunidad para obtener experiencia, aceptó y luego de dos días de prueba le comunicaron que había sido aceptado. Aquel día cambio por completo su vida futbolística.

En Flandria encontró un club completamente distinto a Ateneo y Quilmes, la competencia en el día a día, diferentes pensamientos, el roce y la intensidad de juego al enfrentarse contra equipos de la B Nacional. Su primer gol como titular en la reserva frente a Deportivo Español y la vez que fue al banco de primera en la cancha de San Telmo son las experiencias preferidas que el tiene en Flandria y que lo motivaron a seguir creciendo como jugador.

Con la casaca y en el vestuario de Flandria

Luego llegó el momento de dar un paso importante en su carrera. Finalizado un partido contra Platense, unos representantes se interesaron en Pedro y lo contactaron para ofrecerle una prueba en Banfield, la cual realizó con éxito y fue seleccionado para que forme parte del plantel de su categoría.

Jugar en Banfield significaba pasar a jugar en la liga de mas competitividad de todo el país, pero también significaba despedirse de su familia y amigos de Mercedes para comenzar a vivir en la pensión del club, aunque a pesar de extrañarlos, logró adaptarse rápido y se siente cómodo ahí.

“En Banfield me levanto y tengo el vestuario a 20 metros. Tenes que respetar horarios, por ejemplo el desayuno es hasta 8:45, hay kinesiólogos, traumatólogos, masajistas, psicólogos, nutricionistas y todo un equipo profesional que te controla constantemente” explicó Cejas.

A lo largo de su trayectoria jugó en varios estadios y predios profesionales de clubes argentinos, como el de Boca, de Patronato de Paraná, de Colón de Santa Fe, de Banfield y de otros clubes pertenecientes al ascenso del fútbol argentino.

Pedro jugando al básquet

Pero el fútbol no es el único deporte que practicó. Pedro jugó hasta los 15 años al básquet en el club Quilmes, y toda la secundaria al handball en su colegio, el Instituto Padre Ansaldo de Mercedes. Según su opinión ambos deportes lo ayudaron en la visión y sobretodo en la coordinación, debido a que en esos deportes se desarrollan partes del cuerpo y se realizan movimientos que no suelen realizarse en el fútbol.

Su paso por el handball

En febrero de 2017 tuvo una prueba para jugar en Boca Juniors.

“Fui a la prueba y jugué el primer tiempo de enganche que era mi posición en ese momento. En el segundo tiempo los veedores de Boca me hicieron jugar de defensor. Yo creo que lo decidieron por mi físico y porque tenía buen juego con los pies. Al principio me sorprendió pero después me lo tomé a bien ya que soy hincha de Boca y uno de mis sueños es jugar ahí. Estuve a prueba 4 días en el club y después no quede, pero fue una de las experiencias mas lindas que me dio el fútbol.“ confesó.

A pesar de que su sueño es jugar en Boca, Pedro es consciente de que le queda un largo camino a recorrer y primero debe cumplir otro de sus sueños que parece ser mas cercano, el de llegar a debutar en primera.

Aunque actualmente Pedro esta rodeado de profesionales y grandes predios, siempre lleva dentro de él una parte del club que lo vio crecer. El sentido de pertenencia con Ateneo y el compañerismo son grandes valores que le inculcó la gente que trabaja en el club y se encarga día a día de formar a diferentes niños de Mercedes a nivel deportivo y como personas.

Esta es la vida de Pedro, un joven que sueña cada noche con la ilusión de jugar al fútbol profesionalmente y se levanta convencido de que en algún momento, ese sueño se cumplirá.

Familia Cejas

 

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: