ASEGURAN QUE AL MENOS HAY 15 POLICIAS FEDERALES CON CORONAVIRUS EN MERCEDES

0
95

A pesar de que la Policía realiza controles y operativos preventivos, los superiores de las mismas fuerzas de seguridad obligan a sus subalternos a seguir trabajando incluso teniendo síntomas, en una precaria situación en la que conviven oficiales y agentes enfermos con otros sanos. Temor por los familiares de efectivos que son personas de riesgo. Así se publicó textual, la noticia el portal Quinto Poder Conurbano. Cabe acotar, que no indica en la nota, que la mayoría de los efectivos policiales de la Policía Bonaerense que estaban contagiados ya regresaron a sus puestos de trabajo y que se sumaron a las tareas de prevención a efectivos del Servicio Penitenciario en la ciudad.

En la localidad de Mercedes se vive una situación de extrema gravedad institucional a causa de la irresponsabilidad de quienes dirigen las delegaciones de la Policía de la provincia de Buenos Aires y de la Policía Federal Argentina.

Según pudo averiguar Quinto Poder, la delegación de la Policía bonaerense de Mercedes tiene varios agentes infectados, al menos 30 están aislados y otros tienen síntomas y aun aguardan a que se les realice el testeo. Mientras que de los 200 efectivos de la Federal asignados a ese distrito hay al menos 15 infectados, 20 esperan los resultados de los hisopados y otro tanto está con síntomas, entre ellos, un subcomisario.

«En la delegación de Policía Federal de Mercedes hay más de 15 positivos de Covid-19, más de 20 esperan los resultados de los hisopados y el subcomisario Antonio Alfonso Gálvez (segundo al mando) también tiene síntomas, sin embargo, obliga al personal a asistir a su lugar de trabajo», aseguró uno de los agentes con los que dialogamos.

«Gálvez en ningún momento consideró, a pesar de habérselo planteado, en reducir al mínimo indispensable las guardias, para que de esa manera se reduzca la circulación del virus. Todo lo contrario, se mostró ofendido y dijo que lo que buscaba el personal era no trabajar», añadió la fuente extraoficialmente.

Asimismo, señaló que «el subcomisario Gálvez hace una semana reconoció que tenía síntomas», pero igual «no se hizo el hisopado correspondiente»«Para colmo hoy reunió a los afectivos de la guardia y les dijo que lo que tiene es solo una gripe fuerte y que tarde o temprano todos se van a contagiar», agregó.

«Recién ahora que el foco de infección explotó la gente de administración trabaja desde su casa y algunos que pertenecen a los grupos de riesgo fueron aislados, pero más allá de eso, las guardias están asistiendo en su totalidad y siguen cubriendo los objetivos y realizando los controles con total normalidad, encima amenazó a muchos de los que presentaron síntomas para que no se vayan hisopar y les dice que sigan yendo»,

Si bien los agentes consultados destacaron los esfuerzos del Municipio de Mercedes y del mismo intendente, Juan Ignacio Ustarroz, para evitar que se propague la pandemia de coronavirus en el distrito, el foco de contagios no está siendo contenido por las propias fuerzas de seguridad, tanto federales como provinciales.

«Esto, inevitablemente, va a llevar a que la totalidad del personal se contagie y se expanda el virus, ya que en los móviles suben de a 3 o 4 personas y el edificio es de dimensiones reducidas, haciendo que la circulación del virus sea inevitable», consideró otro efectivo de la Federal de manera extraoficial.

Al consultar a un tercer agente sobre la situación que atraviesan delegación contestó sin dudar: «¡Y esto no es nada! Hay gente que pidió vacaciones y se las cortaron, además recargaron las jornadas. No se, nos vamos a contagiar todos. Ayer el sub (comisario) dijo que esto era una gripe fuerte, que no tengamos miedo».

Cabe mencionar que todas las críticas fueron realizadas de manera explicita contra el subcomisario Gálvez, el segundo al mando de la Delegación Mercedes de la Policía Federal Argentina, pero el oficial que está a cargo es el comisario Alfredo Ravoni, un partícipe necesario de la situación de extrema vulnerabilidad de los efectivos de esa repartición.

En casa de herrero cuchillo de palo

A pesar de que la Policía realiza controles y operativos preventivos, en los que verifican los permisos para circular, la correcta utilización del tapaboca y que se respete el distanciamiento social obligatorio, son los superiores de las mismas fuerzas de seguridad quienes obligan a sus subalternos a seguir trabajando incluso teniendo síntomas.

Esta es una profunda contradicción, una falta de respeto y un atentado contra la Salud Pública. Es más, el Gobierno nacional tomó la lucha contra la pandemia de coronavirus como un Asunto de Estado, con lo cual, esto es delito, ya que se trata de una violación a los deberes de funcionario público y una grotesca desobediencia a una orden directa del Ejecutivo nacional.

La Policía Federal Argentina y la de la provincia de Buenos Aires ni siquiera cumplen en difundir adecuadamente las circulares del Ministerio de Seguridad de la Nación, como la que citamos a continuación, orientada a contener física y psíquicamente a los miembros:

«Si sos parte de las Fuerzas Federales de Seguridad y sentís que esta situación te genera una carga de estrés difícil de manejar, es importante que hables de lo que te pasa. Escribinos a saludybienestar@minseg.gob.ar o comunicate al 11 5278-9800, internos 7448 / 5596 / 3793, donde serás escuchado y orientado por profesionales. Estamos atendiendo todos los días de 9 a 17″, información de vital importancia que, sin embargo, los agentes consultados declararon desconocer. «¡Nunca nos pasaron esto!», exclamaron.

Todo esta situación de enorme gravedad institucional transcurre mientras se transita una fase estricta del aislamiento, social, preventivo y obligatorio, y el presidente de la Nación, Alberto Fernández, junto al gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y al alcalde porteño, Horacio Rodríguez Larreta, hace horas determinaron como será a partir del lunes los pasos a seguir del aislamiento.

Fuente: Quinto Poder Conurbano

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here